La importancia de la salud mental en ‘primary care’

La importancia de la salud mental en ‘primary care’

Dan Morgenstern

En el mundo médico existe algo llamado primary care o, como diríamos en español, “cuidado primario", que se refiere básicamente a lo primero y esencial que nuestro doctor debe atender al revisarnos, ya sea por prioridad o relevancia, como dolor, síntomas evidentes o malestar. Normalmente dentro de esta atención primaria, solo está considerada la salud física pero afortunadamente hoy las cosas están cambiando, cada vez es más evidente lo necesario que es darle un lugar y trato preferente a la salud de nuestra mente dentro de nuestra práctica como doctores.

Como contexto, en México 15 millones de personas padecen algún trastorno de salud mental, siendo los más comunes la depresión, ansiedad, el trastorno por déficit de atención, los trastornos de la conducta alimentaria y los del espectro autista, de los cuales, adultos jóvenes y en edad productiva son los más afectados. Aproximadamente 32% de la población ha presentado algún tipo de depresión en su vida, cifras que han ido en aumento desde los años noventa y son altísimas.

¿Cómo ha influido la pandemia en la salud mental?

El estatus actual del mundo ha sido un gran detonante para complicar el estado de salud mental general de las personas. Al menos en Estados Unidos, un estudio realizado por The National Center For Health Statistics reportó que la cantidad de estadounidenses con síntomas de depresión y ansiedad ha aumentado casi 4 veces desde que empezó la pandemia en comparación a los meses anteriores (enero a junio de 2019), con síntomas como dificultad para dormir, preocupación excesiva, estrés y un aumento en la ingesta de bebidas alcohólicas.

Además, se ha reportado que las consecuencias de salud mental posterior a eventos traumáticos como desastres naturales, o en este caso, la pandemia, afecta de manera desproporcionada a grupos de riesgo como lo son las personas con menores ingresos económicos y grupos marginados de minorías étnicas.

Lo anterior no sorprende pues el miedo, la incertidumbre, el cambio de rutina, la crisis financiera, el encierro, aislamiento y la cantidad de muertes son factores suficientes y poderosos para provocar desequilibrios anímicos y mentales.

¿Por qué incluir salud mental en primary care?

Tomar acción ante el incremento de estos padecimientos desde el primer contacto puede beneficiar de muchas formas y no solo al paciente. También a nivel infraestructura puede ahorrar muchos gastos en atención médica, si algo nos enseñaron los últimos dos años es que las emociones y la mente son un detonante fundamental para muchos otros padecimientos. Prevenir el avance de una enfermedad mental puede evitar secuelas que en muchos casos son irreversibles y, más importante aún, facilitar el camino hacia el bienestar.

De ahí la importancia de que se implementen estrategias de detección de patologías psiquiátricas desde el primer nivel de atención médica. Si nosotros como doctores referimos a un paciente con un psiquiatra o psicólogo desde el primer momento, sin duda incrementarían los desenlaces positivos y contribuiríamos de forma contundente al mejoramiento de la calidad de vida de las personas.

Ahora, esto no solo es trabajo del doctor, los pacientes también deben aprender a identificar y expresar los síntomas emocionales y mentales que estén experimentando. Para lograrlo, lo más importante es la comunicación entre doctor y paciente, y nosotros estar totalmente presentes en las consultas. Si prestamos atención a los síntomas y los normalizamos, abrimos una gran posibilidad de comenzar un tratamiento a tiempo y a darle el correcto manejo terapéutico, además de ayudarles a entender cómo les afecta lo que están viviendo y saber acompañarse en el proceso de recuperación.

Solo así podremos terminar con la estigmatización y prejuicio ante estos padecimientos y establecer una red de apoyo entre doctores y pacientes. Entender que son enfermedades como cualquier otra y por lo mismo deben ser tratadas y vividas con la mayor seriedad pero también naturalidad posible.

Fuentes:

1. Inegi. Salud mental. 2020  

2. Ettman C, Abdalla S, Cohen G, Sampson L, Vivier P, Galea S. Prevalence of Depression Symptoms in US Adults Before and During the COVID-19 Pandemic. 2020

3. Pfefferbaum B, North C. Mental Health and the Covid-19 Pandemic. 2020

4. Mind. Primary Care Policy for Mental Health. 2020.

5. Secretaría de Salud. Salud mental. 2020.

6. WHO and Wonca Working Party on Mental Health. What is primary care mental health? 2008.

7. National Center For Health Statistic. Mental Health. 2021