Importancia del cuidado de la salud: ¡no lo dejes para después!

Equipo Editorial Sofía

marzo 20 2020

Conocer la importancia del cuidado de la salud es algo que no podemos dejar a un lado, pues se trata de algo que debemos tener en cuenta en todas las etapas de nuestra vida.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), "la salud es un estado completo de bienestar físico, mental y social, y no solamente la ausencia de afecciones o enfermedad".

Como ves, se trata de un estado de bienestar general, que nos permite sentirnos plenos, enérgicos y vigorosos.

En otras palabras, tomar en cuenta el cuidado de la salud influye de manera directa en la calidad de vida de las personas.

Dicho esto, a continuación mencionaremos algunos consejos clave para mantener un estado físico, mental y emocional óptimo.

Sigue una dieta saludable y equilibrada

Mantener una dieta equilibrada es un punto fundamental a la hora de cuidar la salud.

Aunque cada cuerpo es distinto, de manera general podemos decir que, para mantener una dieta saludable, debes evitar azúcar refinada y productos endulzados en exceso, así como el exceso de grasas saturadas.

Para lograr una alimentación balanceada, es importante combinar de forma efectiva el consumo de proteínas, grasas y frutas, verduras, pasta, pan y otros alimentos. También es muy importante tomar entre 1.5 y 2 litros de agua al día.

Otro aspecto clave es medir la cantidad de comida y comer en función de lo que tu cuerpo necesitem según lo indique su actividad física.

Haz ejercicio regularmente

Hacer ejercicio fortalece el corazón, mejora la circulación y ayuda a eliminar toxinas, entre otros beneficios.

Cuando hablamos de hacer ejercicio, no solo se trata de ir al gimnasio o hacer algún deporte específico.

Por ejemplo, subir y bajar escaleras y caminar al aire libre (a la oficina, por ejemplo) son muy buenos ejercicios, y contribuyen con la salud de las personas independientemente de sus edades.

En general, mientras evites el sedentarismo estarás muy bien, desde el punto de vista del bienestar físico, siempre y cuando también cuides mucho tu alimentación.

Como último dato relacionado con la actividad física y la dieta, según la Sociedad Española de Gerontología y Geriatría, el 80 % de las enfermedades cardiovasculares podrían ser evitadas con solo comer bien y hacer ejercicio.

Evita el consumo excesivo de sustancias tóxicas o adictivas

En este punto hacemos referencia al tabaco, el alcohol y a cualquier tipo de drogas.

Este tipo de sustancias, además de ser nocivas para el cuerpo y la salud, se caracterizan por generar efectos negativos desde el punto de vista psicológico, y la salud mental ¡también es muy importante!

La OMS define la salud mental como "un estado de bienestar en el cual el individuo es consciente de sus propias capacidades, puede afrontar las tensiones normales de la vida, puede trabajar de forma productiva y fructífera y es capaz de hacer una contribución a su comunidad”.

Esto demuestra que cuidar la salud también abarca el aspecto psicológico y las emociones.

Poder tener una actitud positiva predominante en nuestro día a día, mantener relaciones personales sanas y limitar las situaciones de estrés son aspectos fundamentales para la calidad de vida y la estabilidad emocional.

Ten una buena higiene

Cuando hablamos de la importancia del cuidado de la salud, la higiene no puede quedar a un lado.

Hábitos como lavarnos las manos y la limpieza bucal constante son valiosos para evitar contagiar (y contagiarnos) de enfermedades como la gripa y tos.

También es importante tener especial cuidado en únicamente ingerir alimentos y bebidas libres de contaminación, por ejemplo, frutas lavadas y verduras desinfectadas.

Así mismo, es necesario evitar permanecer en ambientes o entornos en que los niveles de contaminación sean muy elevados, como lugares cercanos a fábricas que emiten gases y desechos dañinos para la salud y el medio ambiente.

No olvides ir al doctor de vez en cuando

Este punto también es fundamental cuando se trata de la importancia del cuidado de la salud.

Entre otras cosas, el cuidado médico preventivo ayuda a detectar o prevenir enfermedades graves y problemas de salud antes de que aparezcan o empeoren.

Desde 1938 todos los 7 de abril se celebra el Día Mundial de la Salud para conmemorar la creación de la Organización Mundial de la Salud y, también, recordar a la sociedad la importancia de la prevención y el cuidado continuo.

Como mencionamos líneas atrás, cualquier enfermedad o padecimiento influye directamente en la pérdida de calidad de vida, debido a que merma las capacidades físicas y mentales, alterando la rutina y la interacción con el entorno.

¿Te pareció útil este artículo? Queremos conocer tu punto de vista y estamos dispuestos a aclararte cualquier duda o inquietud, ¡así que no olvides dejarnos un comentario!

Compartir

Equipo Editorial Sofía

Queremos cambiar la manera en la que cuidas tu salud.

Suscríbete a nuestro Blog