Hábitos de sueño: ¿por qué son importantes?

Equipo Editorial Sofía

junio 17 2020

Los hábitos del sueño son fundamentales para una buena salud. Cuando el cuerpo no descansa el tiempo suficiente, no tiene la energía que necesita para hacer sus actividades diarias. Aprender a identificar las señales del cuerpo puede ayudarte a descubrir si necesitas hacer cambios en tu rutina.

¿Te has dado cuenta de que cuando padecemos una enfermedad dormimos más del tiempo que acostumbramos? El cuerpo es bastante sabio y precisamente en estas circunstancias sabe que tomar algunas horas de descanso puede ayudarnos en la recuperación.

Así como dormir ayuda a recobrar el bienestar físico ante un padecimiento, también es fundamental para una buena salud en general. Durante el día, tu cuerpo trabaja física y mentalmente y durante la noche necesita recuperarse con un buen descanso. Así, al día siguiente podrás realizar tus tareas con disposición y concentración.

En este artículo aprenderás más sobre la importancia de dormir lo suficiente y te daremos algunos consejos para mejorar tus hábitos de sueño.

¿Nos acompañas? ¡Entonces empecemos!

¿Cuántas horas de sueño son necesarias diariamente?

Una de las mayores dudas de las personas sobre el tema del sueño tiene que ver con la cantidad de horas necesarias para un buen descanso. Sin embargo, no existe una respuesta exacta.

Cada cuerpo es único y para cada persona las horas de descanso suficientes pueden variar. Para la mayoría de los adultos, con dormir entre 7 y 8 horas pueden tener el descanso necesario. No obstante, algunos necesitan dormir hasta 9 horas para poder recuperarse totalmente.

Como puedes notar, el número de horas varía, pero lo que te indicará realmente si estás durmiendo lo suficiente es la forma en la que te levantas al día siguiente.

Si duermes 7 horas, por ejemplo, y te levantas al día siguiente con energía y preparado para enfrentar tu día, eso quiere decir que estás durmiendo lo suficiente. En cambio, si duermes 8 horas y al despertarte continúas cansado, debes ver si estás durmiendo lo suficiente o si la calidad del sueño no es la adecuada.

¿Cómo puedo mejorar mis hábitos de sueño?

Tener conciencia sobre la importancia del sueño es el primer paso para mejorar tus hábitos. Una vez que sabes lo importante que es, vas a priorizarlo y para eso te daremos algunas recomendaciones.

Determina cuántas horas diarias vas a dormir

Definir la cantidad de horas que se va a dormir diariamente puede ayudarte a cumplir tus horas de sueño. Si tu rutina diaria no te permite dormir todo el tiempo que te gustaría, por lo menos mantén una meta cercana a las horas que necesitas descansar para reponerte.

Tu meta debe ser de mínimo 7 horas y aquí los minutos también cuentan. Media hora más, por ejemplo, puede causar un buen impacto en tu rutina diaria, dándote oportunidad de estar más productivo y permitiendo que tu día rinda más. No traspases tus límites, si duermes lo necesario podrás rendir mejor.

Establece a qué hora te vas a dormir

Una vez que sabes cuántas horas dormirás, define la hora a la que vas a dormir. Aquí vas a establecer realmente el horario en el que efectivamente dormirás y no la hora en que te vas a acostar.

Hoy en día es muy común ver televisión o el celular antes de dormir, pero este es un hábito que puede perjudicarte. El tiempo, mientras vemos televisión o utilizamos el celular, pasa inadvertido y sin darte cuenta puedes perder 30 minutos o una hora de sueño.

Entonces, como cuando vayas a la cama, evita ver la tele o el celular.

No comas cosas pesadas antes de acostarte

Para tener una noche de sueño reparador es importante preparar al cuerpo. Si comes alimentos pesados por la noche, tu cuerpo gastará energía para hacer la digestión, lo que no te permitirá descansar adecuadamente.

Organiza tu día para no cenar muy tarde y, si lo haces, que sea lo más ligero posible para que tengas una digestión rápida. Esto colaborará con la calidad de tu sueño y permitirá que sea más reparador.

Relájate antes de dormir

Para muchos, conciliar el sueño no es una tarea fácil. Si estás en un ritmo agitado antes de dormir, entonces realmente será difícil. Es importante que a medida que anochece vayas disminuyendo tu ritmo para irle indicando a tu cuerpo que llega la hora de descansar.

Organiza tu día para que durante la noche no tengas actividades agitadas. Si te gusta ir al gimnasio, no lo hagas durante la noche, la adrenalina liberada durante el ejercicio hará que te cueste más trabajo dormir.

No tomes café en la noche

Deja el café para la mañana y, si lo necesitas, para después de la comida. Después de eso, evita no solo el café, sino también todo lo que contenga cafeína.

¿Cuáles son los beneficios de una buena noche de sueño?

Tener noches de descanso es fundamental para gozar de una buena salud. A continuación, verás los beneficios que los buenos hábitos del sueño te pueden traer:

  • Mejora la disposición física y mental
  • Incrementa la creatividad
  • Ayuda a perder peso
  • Disminuye la depresión
  • Aumenta la creatividad
  • Mejora la memoria
  • Disminuye el riesgo de hipertensión
  • Reduce el surgimiento de ojeras.

Estos son algunos de los beneficios que puede traerte una buena noche de sueño, pero de forma general, dormir lo necesario para recuperar las energías colabora con tu buena salud y te evita una serie de problemas que a largo plazo pueden perjudicarte.

Si sigues nuestras recomendaciones y aun así tienes problemas para dormir o te levantas cansado a pesar de dormir las horas suficientes, es el momento de visitar a tu médico. Él o ella te podrán dar las orientaciones específicas para tu situación o incluso realizar exámenes complementarios en el caso de que sean necesarios.

¿Estás listo para mejorar tus hábitos de sueño? Espero que sí y que a partir de ahora puedas mantener una buena salud con todos los beneficios que el sueño puede ofrecerte.

¿Cuál es el primer cambio que vas a hacer en tu rutina para ayudarte a dormir mejor? ¡Cuéntanoslo en los comentarios, queremos saber más de ti!

Compartir

Equipo Editorial Sofía

Queremos cambiar la manera en la que cuidas tu salud.

Suscríbete a nuestro blog